viernes, enero 21, 2011

Ventana

Hay una luz al otro lado de la ventana que resulta sumamente sospechosa. La sospecha es abstracta, no es más que una luz. Jamás pasan sombras, jamás se apaga y como pertenece a la parte de atrás del edificio contiguo, no se a que pertenece, si es una casa o por el contrario es un local o un lugar que da paso a otro lugar. Es blanquecina y fea, como toda luz de fluorescente barato. He mirado muchas veces esperando algo, un cambio en esa constante y absurda iluminación, pero nunca pasa nada, es la luz, sólo la luz, perenne. Las preguntas emergen enseguida porque llama la atención ese hueco iluminado, un hueco que no sigue correlación con ninguna venta arriba o abajo. Ese hueco en la pared está ahí, aleatorio, accidental. No hay ventanas en paralelo arriba o abajo, es ese hueco sólo a lo largo y ancho de la pared de atrás del edificio. La luz siempre, de madrugada, al amanecer, cuando ya ha amanecido, allí se intuye. ¿Qué ilumina esa luz? ¿Qué hueco es ese? Puerta a otro lugar, hueco que encierra algo, luz que concentra algo. ¿Qué sucede ahí dentro? ¿Qué pequeño cosmos se encierra ahí? ¿Será semejante a este?¿Expansión aleatoria? universo que se abre en un hueco en la pared. Con todas sus interrogantes, con todas las incertidumbres como todo universo y sin embargo ahí está, como si no hubiera motivo aparente.

No hay comentarios.:

Videos

Loading...

Mi lista de blogs

Afuera

Recent Posts